Conseguí el puesto

Cómo conseguir el primer empleo: consejos para tu primera oportunidad laboral

Cómo conseguir el primer empleo: consejos para tu primera oportunidad laboral

La primera oportunidad laboral es un gran marco en la vida profesional, pues te permite empezar a experimentar una nueva profesión y a estructurar un plan robusto para tu carrera. Sin embargo, puede que sea difícil conseguir tu primer empleo, especialmente en áreas menos abiertas del mercado. 

Tu primer empleo puede definir toda tu jornada profesional, ya sea porque en él descubres actividades que te agradan, y que te llevan a querer especializarte, o porque en él encuentres un nicho que te brinde buenas oportunidades. 

Como pasante o como empleado con un cargo efectivo, encontrar un buen primer empleo puede ser una tarea complicada en áreas con baja contratación. Afortunadamente, existen algunas actitudes que puedes tomar para tornar la búsqueda más descomplicada, de manera que la oportunidad ideal se convierta en una propuesta.

Aquí te contamos cómo debes organizarte para conseguir tu primera oportunidad profesional. 

Descubre por dónde empezar

Si estás en la universidad o incluso en un curso técnico, puede ser que las oportunidades de pasantía sean más interesantes para tu momento en la carrera. 

Aunque no sea exigido en algunas áreas, muchas exigen que los candidatos tengan un tiempo de pasantía para pasar a tener cargos efectivos o de trainee. Entonces, si todavía estás en el pregrado o en medio de un curso profesionalizante, nuestro consejo es que empieces tu carrera encontrando una buena oportunidad como pasante. 

Si tu objetivo es realmente conseguir un empleo efectivo, incluso sin que tengas experiencia previa en el trabajo, puede ser que tu búsqueda sea un poco más laboriosa, pero incluso así existen maneras de conquistar la primera oportunidad sin tener experiencia laboral. 

Empieza por organizar las manera en que te presentas para el mercado

Si no tienes ninguna experiencia formal en el mercado laboral, es mucho más difícil probar que tienes un buen perfil para las oportunidades que te interesen. En realidad, ese es el gran reto para quien busca un primer empleo. 

Sin embargo, lidiar con la falta de experiencias puede tener una solución más fácil de lo que imaginas. Una de las salidas para resolver el problema es destacar tu perfil estudiantil y no dejar de lado tus logros personales.

1. Elabora bien tu currículum 

Este consejo no debería sorprenderte, pero muchos candidatos que buscan su primer empleo terminan dejando a un lado la tarea de montar un currículum verdaderamente poderoso. Recuerda que no tienes grandes experiencias en el mercado que puedas presentar, entonces tu documento debe ser creado con estrategias que resalten otros logros en tu jornada. 

No dudes en colocar actividades atractivas en las que participaste durante la universidad (pueden ser trabajos, empresas júnior, colectivos, centros académicos, centros atléticos y todo lo demás) o en mostrar que participaste en voluntariados. En ambos casos, ofrece detalles y describe el papel que desempeñaste y los frutos de tu trabajo. 

También vale la pena destacar las habilidades y competencias que adquiriste durante tus estudios o de forma autodidacta. Por ejemplo, si es exigencia de un empleo saber manipular imágenes en programas de edición y eso es algo que sabes hacer, ¡ponlo en tu currículum!

Si quieres más consejos sobre cómo elaborar un buen currículum para tu primer empleo, haz clic aquí y conoce nuestra guía completa para destacarte. 

2. Organiza tus perfiles en redes profesionales

Hoy en día, muchos reclutadores utilizan redes sociales, especialmente las profesionales, para buscar talentos y para comunicarse con los candidatos. Por eso, es necesario que no te quedes por fuera y que tengas una buena presencia en estos sitios. 

Empéñate en montar un perfil completo, con toda la información necesaria para que seas encontrado y te destaques como un buen candidato para las oportunidades que deseas conquistar. Vale recordar que así hagas tu candidatura por otro sitio web, es muy probable que los reclutadores visiten tus perfiles para conocerte mejor.

3. Está atento a las candidaturas y a los mensajes de correo electrónico

La forma en que te comunicas con los reclutadores es un factor muy importante del proceso selectivo. Eso termina valiendo mucho más cuando no tienes experiencia en el mercado, pues serás evaluado en función de muchos otros logros para compensar la ausencia de background en el mercado. 

Muchas personas creen que el estilo de comunicación revela mucho sobre la personalidad de las personas, entonces garantiza que estás respondiendo a las preguntas en los formularios de candidatura con un tono que sea educado y simpático, pero que al mismo tiempo transmita confianza y credibilidad. 

No olvides tomarte en serio los mensajes por correo electrónico: no te demores en responder y asegúrate de que tu texto no tiene errores gramaticales antes de enviar una respuesta. 

Ejercita el networking: es hora de conocer personas y de activar tus contactos

Tu primera oportunidad en el mercado puede verse facilitada por la ayuda de un contacto. Esa persona puede recomendarte parar empleos disponibles en la empresa en la que trabaja, o también destacar tu perfil para otros profesionales que tengan empleos abiertos en sus equipos de trabajo. 

El networking es esencial en cualquier momento de la carrera, pero lo es especialmente en el comienzo, pues debes buscar las conexiones y conocer profesionales interesantes que puedan ser buenos contactos en un futuro.

1. Conéctate con personas que ya son cercanas

Si estás en la universidad o en un curso técnico, nuestro consejo es que empieces a conectarte con las personas de tu curso, después con tus profesores y con otros alumnos de la misma institución. ¿Te das cuenta de que puedes crear una red apenas con las personas que estudian en el mismo lugar que tú?

2. Considera ir a más eventos

También puedes empezar a frecuentar eventos de tu área, especialmente los gratuitos, y no evites abordar a las personas para conversar durante el café. ¡Conferencias, seminarios, ferias y congresos pueden ser oportunidades increíbles para actualizarte y para conocer gente nueva!

Busca tu primer empleo de forma correcta

Muchos candidatos que inician su carrera creen que la mejor manera de buscar un empleo es “disparando a diestra y siniestra”. Sin embargo, la cantidad de solicitudes que haces no significa que tu proceso sea de buena calidad. 

Si sigues esta estrategia, puedes acabar postulándote a empleos que no tienen nada que ver con tu momento en la carrera o cuya cultura empresarial no se adapta nada a ti. Puede terminar perdiendo el tiempo que invertiste en formularios de solicitud y pruebas de perfil.

1. Consultando información valiosa

Esto significa que existen puntos fundamentales que debes observar antes de postularte a un empleo. 

Existen puntos fundamentales para tener en cuenta antes de postularte a una vacante, pues son ellos los que te van a ayudar a juzgar y a decidir si la oportunidad realmente tiene sentido para tu perfil profesional. Siendo así, observa:

  • La cultura de la empresa
  • La opinión de los empleados
  • Las prestaciones
  • Los sueldos promedio para tu cargo en la empresa
  • Las fotos del ambiente laboral

Con una consulta rápida de este tipo de información puedes decidir que una oportunidad no es adecuada para ti, o puedes descubrir que una vacante es perfecta para tu perfil profesional. 

No olvides tener en cuenta toda la información en la descripción del empleo. Si la empresa exige conocimientos específicos que no tienes, ¿crees que tiene sentido postularte?

2. Usando Glassdoor para ayudarte a seleccionar las mejores vacantes

La experiencia de búsqueda de vacantes en Glassdoor permite que conozcas un poco sobre cada empresa sin cambiar la pestaña del navegador. 

Conoce las evaluaciones hechas por empleados, siempre de manera sigilosa y espontánea, que te cuentan cómo es trabajar en aquel ambiente de trabajo. Conoce los pros y los contras y las calificaciones segmentadas sobre cultura y valores, las oportunidades de carrera, la calidad de vida y otras métricas relevantes para tu elección.

3. Optimizando tu tiempo de búsqueda del primer empleo

Ahora que sabes cómo buscar empleos de manera asertiva, sin perder el tiempo con los que no tienen sentido en el momento actual de tu carrera y que no condicen con tu perfil profesional, puedes invertir tu tiempo en mejorar algunas habilidades y en buscar más conocimiento que pueda ayudarte a conquistar tu primer empleo. 

¿Qué tal buscar cursos gratuitos específicos para tu profesión? ¿O consumir contenido hecho por profesionales del área a respecto del mercado, sus tendencias y lo que está pasando en la actualidad en el mismo escenario?

¡Te deseamos éxito en tu búsqueda de la primera oportunidad laboral! Sigue nuestro blog para conocer más guías como esta.